martes, 14 de octubre de 2014

EL GOBIERNO DE E.E.U.U. POSEE UNA PATENTE DEL ÉBOLA DESDE 2010



Un dato poco conocido, pero que puede contribuir a entender la situación que estamos viviendo, es el hecho de que el CDC (Centro de Control de Enfermedades de EEUU) es el titular de la patente nº CA2741523A1, otorgada en 2010, y que convierte al gobierno de aquel país en el poseedor legal de una cepa del virus del Ébola aislada e identificada en un reciente brote que se dio en Uganda. Dicha modalidad del virus recibe el nombre de "EboBun", y es particularmente virulento, aunque no corresponde a la cepa que ha aparecido en Africa Occidental e infectado a los dos misioneros repatriados a España, así como a un ciudadano estadounidense fallecido que infectó a su vez al menos a un miembro del personal sanitario que le atendió.

Dado que la ley no permite patentar organismos "naturales", es "de cajón" entender que estamos ante un virus genéticamente modificado, única posibilidad que permitiría a una corporación o gobierno reclamar como "invención" suya un microorganismo. Y teniendo en cuenta que el gobierno de EE.UU. reclama la “propiedad” sobre todos los virus del Ébola que comparten al menos un 70 % de similitud con la variante patentada, nos encontramos con que la versión de la enfermedad que atemoriza a Occidente solo puede ser explotada comercialmente por un país concreto, que puede conceder el negocio multimillonario de la vacuna a quien le plazca.

Las compañías agraciadas parecen ser las estadounidenses Chimerix y BioCryst y la canadiense -hasta ahora desconocida Tekmira-, cuyas acciones en bolsa han empezado a subir desde que el pasado viernes las presiones sobre la FDA (Agencia para la alimentación y los medicamentos de E.E.U.U.) en el sentido de acelerar los ensayos de los tratamientos experimentales contra el Ebola fueron hechas públicas.

Así que estamos asistiendo, sencillamente, a la puesta en escena de un guión -del que se ha abusado ya bastante- basado en el pánico de la población, asustada por los medios y que exigirá una solución a lo que se le está vendiendo como una plaga de proporciones bíblicas, el clásico esquema PROBLEMA-REACCIÓN-SOLUCIÓN que hará aparecer a los mercaderes de la Mafia farmacéutica como salvadores públicos, eso sí, magníficamente remunerados merced a la adquisición por parte de los gobiernos de millones de dosis de su -probablemente innecesario- producto (los que tenemos "memoria histórica" recordamos como la ministra de Sanidad en 2009, Trinidad Rodríguez, compró nada menos que 16 millones de dosis de antivirales contra la gripe A, vacunas que en un 99 % caducaron sin uso alguno, dados los 1.500 contagios -ninguno mortal- que se dieron en nuestro país).

El negocio redondo ya está en marcha, y sería raro que quien al final se vea sano e ileso vaya a protestar ante lo que se le ha presentado como una posibilidad cierta: la fiebre hemorrágica disparada, la agonía y una muerte "tercermundista". Gracias a ese "marketing del miedo" una vez más -y van ya ni se sabe- los mentirosos vuelven a vociferar que viene el lobo. Cuando el lobo está a otra cosa, ... por ahora.

(posesodegerasa)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada