miércoles, 28 de marzo de 2018

POSIBLE FALSA BANDERA EL DOMINGO DE RAMOS


Hoy, miércoles santo en el mundo cristiano, es día de luto nacional en Rusia en memoria de las víctimas del trágico incendio declarado el domingo en un centro comercial en Kémerovo (Siberia), en el que han perdido la vida 64 personas, 41 de ellos menores de edad. Los medios occidentales apenas han prestado atención a este luctuoso suceso; desde luego mucho menos que al atentado sucedido en Salisbury contra un espía ruso y sobre cuya autoría caben serias dudas.


Sin embargo, y como expone el blog DeliriousHeterotopias, "el incendio ha estado rodeado de numerosas irregularidades. Desde el día 19 la alarma de incendios no funcionaba y no había sido reparada. Algunas de las salidas de emergencia quedaron bloqueadas e impidieron la salida de las personas. Las fuerzas de seguridad han impedido que grabaciones e imágenes tomadas por particulares sean publicadas. Como en tantos otros eventos del gran hollycapitalismo que nos gobierna, los locales no se creen las versiones y las cifras oficiales. A familiares de las víctimas se les pidió que firmaran acuerdos de confidencialidad (te pagamos tu silencio con subvenciones)".


Ciertos elementos presentes en este suceso nos hacen pensar en un crimen ritual en masa orquestado por las élites satanistas que están azuzando la enemistad Occidente-Rusia con fines que no están claros para el común de los mortales. Lo simbólico del lugar de los hechos queda evidenciado si miramos el mapa, al reparar en la posición de la ciudad de Kémerovo respecto a las capitales de Rusia, China y Corea del Norte. Cedo de nuevo la palabra al blog de Pedro Bustamante:

Kémerovo se acerca mucho al punto medio de la línea que une Moscú y, a su vez, el punto medio entre Pekín y Pionyang, la capital de Corea del Norte.

(Hacer click sobre la imagen para ampliar)

O si se prefiere, si trazamos un triángulo entre Moscú, Pekín y Pionyang (las líneas curvas serían rectas en la realidad no distorsionada del mapa), y a su vez unimos los dos puntos intermedios de las dos líneas largas, la ciudad de Kémerovo prácticamente coincidiría con el punto central de esta última.


También está el hecho de que Kémerovo da nombre a una variedad porcina producida en Rusia, lo que recuerda las ofensivas pero constantes comparaciones entre el mandatario norcoreano Kim Jong-Un con un cerdo.

Al día siguiente de la tragedia Kim Jong-Un acudió a un encuentro con el presidente chino Xi Jinping, en la que constituye su primera visita oficial al extranjero desde que se convirtió en líder supremo de la República Popular Democrática de Corea.

(Fuentes: https://deliriousheterotopias.blogspot.com.es/RTSputniknews)

2 comentarios:

  1. Las acontecimientos suelen tener su lógica, sus protocolos; cuando se sale de ellos es de suponer que es por algo.

    ResponderEliminar